Y…¿Por qué no?

¿Por qué no?

Estás sentado en el sofá, con el móvil en la mano, con la televisión encendida, aunque ni siquiera le prestas atención (o eso es lo que piensas), y te llega un mensaje (probablemente un Whatsapp o Tweet de @beurruti):

“En 15 minutos en la “Calle al lado de tu casa” se celebra la presentación del Concurso “¿Cómo evoluciona la creatividad?” El formato es el siguiente:  

  1. Habrá 8 grupos (cada grupo compuesto por 4 personas).
  2. 4 de esos grupos estarán compuestos por universitarios y otros 4 compuestos por niños entre 8 y 12 años. La competición será por pares, esto es, un grupo de universitarios versus un grupo de niños. Cada par de grupos tendrán un problema que deberán resolver.
  3. En la resolución del problema,  cada grupo tendrá que presentar un proyecto físico (un producto).
  4. Cada grupo tendrá una semana para preparar dicho producto y será presentado delante de los demás participantes.
  5. El premio: SORPRESA

Y te viene a la cabeza:

“¿Para qué voy a ir…

-Si no conozco a nadie?

-Si sólo va a haber frikis?

-Si no voy a aprender nada? Y, además, ni siquiera sé el premio…”

Aparte de estas preguntas te vienen a la mente varias excusas como: tengo que descansar (sí, hay personas que descansan sin estar cansadas…), tengo que hacer cosas (cosas=nada)…

A pesar de todas estas ideas que sobrevuelan en tu mente, decides apuntarte y asistir a dicha actividad.

Conoces a gente, te abres y empiezas a conocer qué te gusta, ves que en un mes vuelve a haber otra actividad (esta vez entre universitarios y jubilados) y entonces te viene a la mente:

“¿Por qué no sustituimos el ‘PARA QUÉ’ por el ‘POR QUÉ NO’?”

Apúntate a cualquier evento interesante que veas en tu ciudad, pueblo, barrio… Conoce gente y disfruta de todo lo que te ofrece esta vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *